Actualidad Covid-19

Me pongo en contacto con vosotros, tras las recientes noticias recibidas respecto al avance del todavía poco conocido SARS-CoV2.

Aunque durante los últimos meses hemos mantenido un pulso igualitario y cierto control del número de contagios, en las últimas semanas la situación parece haberse descontrolado más de lo recomendable y, según apuntan las previsiones, se avecina un recrudecimiento de la situación. 

Médicamente es deseable que la expansión poblacional del virus se produzca, no hay otra forma de generar la inmunidad poblacional, pero la velocidad de transmisión debe ralentizarse lo suficiente como para no saturar al sistema sanitario, al final, nuestra línea de defensa frente a la expansión “indiscriminada” de la enfermedad.

La actual aceleración es la que ha generado que, desde las instituciones gubernamentales, se hayan tomado una serie de medidas restrictivas, para tratar de ralentizar la diseminación de la infección y mantenerla en ratios asumibles de control. Medidas lógicas y que debemos entender no como una traba, sino como una vía para gestionar la situación y tratar de rebajar el ritmo de transmisión a cifras tolerables.  

Las últimas noticias han trasladado una sensación de alarma, pero, afortunadamente, estamos en situación de atajarla si mantenemos la guardia y no nos dejamos llevar. No debemos asustarnos ni agobiarnos por las medidas; nos va mucho en ello, pero lo importante es respetar las normas, mantener la coherencia y actuar con la máxima cautela.

Las medidas adoptadas hasta ahora no afectan, ni se prevé que lo hagan en un futuro, a nuestra actividad en nuestra clínica dental. En cualquier caso, como siempre hemos hecho, mantenemos las más estrictas medidas para minimizar el riesgo y proteger a todos nuestros pacientes y a todo el equipo. La actividad presencial en la clínica se mantiene sujeta a unas rigurosas medidas de higiene y protección que afectan a la propia consulta, al personal y a los pacientes que acuden a vernos.

–      La consulta se somete diariamente a un protocolo de desinfección que va más allá de las habituales medidas de limpieza. Cada día se realizan rigurosos tratamientos de desinfección frente a virus, bacterias y hongos, en cada box o instancia de nuestra clínica.

–      Nuestro personal de la clínica ha sido sometido a las pruebas de despistaje (PCR y/o serologías) que se repiten si existen sospechas de contagio.

–      Todo nuestro equipo mantiene las medidas de protección necesarias para el normal desarrollo de la actividad (guantes, mascarillas, pantallas de protección, batas desechables, gorros, higiene y desinfección periódica de manos, etc…)

–      Todos los pacientes deben llevar mascarilla en todo momento, y se les invita a la desinfección de manos con gel hidroalcohólico.

Desde el pasado 11 de mayo estamos manteniendo una actividad completamente normalizada, sujeta a las indicaciones establecidas por las autoridades sanitarias y los protocolos que se han establecido para proteger a los pacientes y al personal:

Todo el equipo sigue trabajando por y para vosotros; ese es y seguirá siendo nuestro objetivo. 

Sabemos que el final de todo esto está cada día un poco más cerca, pero no debemos relajarnos. Lejos de eso, es el momento de redoblar esfuerzos y no bajar la guardia, debemos mantenernos alerta, ser coherentes con la actividad que realizamos y respetar las normas, individuales y colectivas, porque, más allá de la salud individual, que también, está la salud y bienestar de toda la sociedad.

Os envío un fuerte abrazo con el deseo de dártelo muy pronto en persona sin restricciones. Seguro que si !!!

 

Montse Timoneda

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *